A la hora de montar nuestra cocina o reformarla, el tipo de suelo que elijamos no es un tema menor. Deberemos atender a diferentes aspectos como su mantenimiento, su textura, su aspecto, su resistencia, su armonía con el resto de la decoración. Para elegir bien, el primer paso es estar bien informado, así que vamos a explicarte los diferentes tipos de suelos de cocina que hay en el mercado junto a sus ventajas y desventajas.

 

Tipos de suelos para tu cocina:

Descubre que te ofrece el mercado para el suelo de tu cocina, cada uno con sus ventajas y desventajas y elige en Cocimobel Cocinas el que mejor se adapte

La madera es un material que se ha usado siempre en las casas porque resulta acogedor y cálido, pero puede ser demasiado delicado para una cocina, teniendo en cuenta que se pueden derramar líquidos y que, al ser un material poroso, lo absorberá todo. Las últimas tecnologías han avanzado en este tema y a los suelos de madera les añaden una capa de poliuretano para que sean más resistentes. En este caso es muy buena idea usarla para cocinas que están integradas dentro del salón, ya que dará la sensación de continuidad visual.

El más fácil de instalar es el suelo laminado. No es necesario retirar el suelo antiguo, por lo que su instalación es rápida y sencilla. Conseguiremos un suelo que imita a la madera, a la piedra, al granito y otros materiales en diferentes tonalidades y acabados. Este tipo de superficie es resistente, fácil de limpiar y está sellado para que el agua no se filtre.

 

Los suelos de cerámica son los más fáciles de mantener y limpiar, lo que los convierte en los más utilizado en las cocinas de todo el mundo. En el mercado podemos encontrarlo de todos los colores, acabados, texturas y estampados.

Con la nueva tendencia de la decoración industrial, los suelos de cemento se han hecho un hueco en nuestros hogares. Puede resultar un poco frío, pero lo cierto es que, una vez asentado, es un material totalmente impermeable, fácil de instalar, no requiere ningún mantenimiento y su limpieza es cómoda y sencilla. Podremos escoger entre una gama de colores y hay que recordar que debe instalarlo personal cualificado para que su aplicación sea la correcta.

El vinilo ha cogido mucha fuerza en los últimos años. Es fácil de limpiar, resistente, impermeable y duradero. Si prefieres un producto más natural, el linóleo cumple la misma función que el vinilo y en iguales condiciones. Ambos son muy económicos, pero deben aplicarlos profesionales para que, con el paso de tiempo, no se levanten.

Si buscas una empresa de profesionales que se encarguen de tu cocina, sean reformas, montajes desde cero o incluso a medida, contacta con Cocimobel Cocinas y consigue una cocina de calidad, a tu gusto y avalada por 25 años de experiencia. En este blog encontrarás muchas ideas sobre decoración de cocinas para inspirarte.